domingo, 29 de agosto de 2010

Ce A Pe O Ere A Ele

Antes


Ahora


El caporal sí sabe qué onda, y lo chido es que antes rifaba y hoy igual...
Sigan su ejemplo, y esperen lo nuevo, "Residente de Zión".

viernes, 27 de agosto de 2010

Letras como expectorante


El español es un idioma, creo yo, hermoso. Fíjese que en el particular caso del que escribe, y según lo que cree, el que se habla en México es "más mejor", ya que a falta de pan tejones, y también porque a falta de la diferenciación entre algunas letras como en otros lares hispanohablantes se practica, las skills se desarrollan más en cuanto al idioma en sí. Que si el acento, que si la ache, que si la doble ele o la ye, que si la be grande o la de cuernitos, que si la sílaba tónica lo lleva tácito o morfológico, que si el participio, que si la ce, la ese, la zeta o la del golfo... que sí, que no, que salga el chaparrón y demás bellezas propias del lenguaje y la gramática que en México tienen parte, muchas de ellas bien fumadas.

No sé tú, pero a mí me alegra ser el dueño de esas palabras que atiborran el diccionario e incluso darme el lujo de desconocer algunas. Me gustan también los sinónimos, tales como, de caballo: Corcel, rocín, penco, trotón, jaco, jamelgo, potro, bridón, cuaco y más... Ayer me encontré con el término "risible", que significa precisamente: Que causa risa o es digno de ella, que viene a ser sinónimo de: Gracioso, chistoso, chusco, cómico y de una palabra que también me gusta, o sea, "irrisorio". Me vienen a la mente 2 aplicaciones: "En el pasado mundial Osorio cometió algo dolorosamente irrisorio" y "Que un vato de 17 hable de la irrisoria política, es precisamente irrisorio". Y es que sí da risa, al igual que el actual panorama político, risa porque quien da esa edad, y habla del tema, generalmente no conoce siquiera la definición, pero hela aquí: Arte, doctrina u opinión referente al gobierno de los Estados, comunidades, regiones, etc. o Actividad de las personas que gobiernan o aspiran a regir los asuntos públicos. Eso es la política.

Dirigida o no por algún superior, es una telenovela no menos patética que "La rosa de Guadalupe", donde (y no sé porque tengo dicha información) ya ni de la virgen se habla, lo cual me parece una situación de acierto/incongruencia. Me puse a pensar en que la política y la democracia junto con ella son como un chiste telenovelezco de mal gusto desde la semana pasada, cuando "El peje" pisó tierras saltillenses disque pa presentar un libro, acontecimiento al cual acudí principalmente por razones de índole más romanticona, y ya estando ahí, para ver que pedo. De entrada me topé con el hombre-oso-cerdo en persona... bueno, bueno, con un vato feo vestido de mujer vanidosa y fea pero sin afán de hacer alguna sátira, estaba caracterizado así por gusto. El legítimo mandatario llegó media hora tarde para empezar señalando que no comprendía y que reprobaba la impuntualidad que el ilegítimo mandatario demostraba con la construcción del monumento al bicentenario que no se terminará el 2010 con el presupuesto original de 200 millones de varos como se había dicho, sino que sería hasta el 2012 con un presupuesto de 800 millones. A mí me dieron ganas de gritarle que fuera a comprarme una coca cuando dijo que los políticos son nuestros empleados, y más que eso nuestros achichincles, o de aventarle un zapato al vato que habló antes y mencionó extrañar los tiempos de gloria junto a Porfirio Díaz, ganas de deponer cuando Laura Esquivel mencionó el nombre Pancho Villa y todos gritaron con emoción. Eso sí, el recinto Juárez estaba rebosante (aunque afuera celebraba 15 veces más gente el bicampeonato de cierto equipo del cual no quiero acordarme), y si aquel mencionaba PRI, la rechifla se armaba.

¿Cuál izquierda hommie? Si es la misma basca... Aunque el libro ha de estar chido, pero no me alcanzó pa´l "donativo" de 100 pesitos. La neta es que ese Andrés Manuel ya quemó su cartucho presidencial aquella vez que rindió protesta en el zócalo y todo como legítimo presidente. En pos de la congruencia, debe retirar lo hecho, arrepentirse en público o no postularse, ya que aquí en México la reelección no por nada está tan satanizada por la gente que sí sabe qué onda. Al final, me dio lástima al dimensionar que López Obrador no va a ganar nada el 2012, que no le va a quedar de otra más que jugarle al berrinche, que va a quedar Peña Nieto o algo peor, igual y el PAN, igual y Ebrard, igual y el Chapo, pero Manuelito no, lástima.

Si de la misma basura se va a tratar, propongo que gane el partido que menos votos tenga, a ver sí así nos alivianan, porque los que se llevan la mayoría han demostrado de todo menos un real progreso, y eso desde antaño. A lo mejor la solución para México es una bomba atómica, para así lograr un genuino borrón y cuenta nueva. A lo mejor... porque sinceramente siéntese quien se siente en el asiento presidencial, los de mi escuela no van a dejar de pistear y alardear de ello, no van a cambiar su ideal de irse a otro país "para no quedarse en este rancho", no van a dejar de copiar en tareas y exámenes ni de hablar basura. No van a dejar de entrar al antro siendo menores de edad mediante sobornos, y los que sí son mayores de edad no dejarán de ser ciudadanos mexicanos aunque de modo de vivir honesto no tengan ni las puras ganas.

"Art. 34 - Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos

CAPITULO IV

DE LOS CIUDADANOS MEXICANOS

ARTICULO 34. SON CIUDADANOS DE LA REPUBLICA LOS VARONES Y LAS MUJERES QUE, TENIENDO LA CALIDAD DE MEXICANOS, REUNAN, ADEMAS, LOS SIGUIENTES REQUISITOS:

I. HABER CUMPLIDO 18 AÑOS, Y

II. TENER UN MODO HONESTO DE VIVIR."


Hoy eran las 2 a.m., estaba escuchando al Daicko,
y sí trae...
Saludos y respeto a ese personaje,
dijo Adrián.



Pe A Zeta





Alejandro

miércoles, 18 de agosto de 2010

Este ritmo me hechiza, sin el no puedo estar...♪


Suena crunk, pero hay un gran trasfondo, marco teórico histórico el cuál ignoro. 
Jaja, con el ritmito los versos hasta salen involuntarios.


Otra de Dead Prez.


miércoles, 4 de agosto de 2010

La mentable

No es con el afán de mentir, aquello de hacer mención de que la gente, si es que así se le puede llamar, que nació más o menos cuando yo nací, y su forma de pensar, si es que así puede llamársele,  independientemente del estrato social al que pertenezca, su grado de escolaridad, escuela, familia, creencias, gustos musicales, formas de vestir, raza, género, color de piel, habilidades, talentos y todo cuanto se te ocurra, refiriéndome no precisamente a la totalidad sino a la gran mayoría, me parece lamentable. Pensarán que qué misántropo y que qué es misántropo y bueno, precisamente por eso la tan pueril juventud es tan digna del lamento, por la ignorancia. ¿Será mucho pedir que hojeen un diccionario? Y créanme, todo lo que escribo es entendible, no soy de esos que redactan dando por hecho que ya leíste y comprendiste al igual que yo el último libro de Fanon que leí, no soy de esos que desarrollan una idea basada sólo en chistes locales, si escribo es para que me entiendas y si no lo logras, padeces de tus facultades mentales o yo soy un erudito que raya en la locura, pero yo sí sé aceptar que aún no me sublimo y que de erudito enfermo mental tengo lo que tú de maestro en Harvard. Pero mejor sigo con la idea.

Lamentable es que quien se las da de poeta escriba ya no versos, sino prosas casi siempre hablando del amor en pareja (tema por demás trillado), que no entiende ni su reverenda jefa y en no pocos casos, ni el mismo autor. Y, ¿qué decir de los que creen tales "obras" lo más plausible? Lamento también que los pocos que buscan el progreso y que medio disertan se afilien a un partido político, para que, después, de sus propias ideas no queden más que menos que los vestigios debido a la lavandería encefálica que representan los "ideales" Acción Nacional, Revolucionario Institucional o Revolución Democrática, todos precedidos por el término "Partido", que nos tiene como nos tiene (casualmente partidos), aunque nosotros mismos somos también bastantes culpables. Lamento que aunque la mayoría sabe leer y escribir, la realidad sea que no saben ni leer ni escribir. Lamento que mentármela le sepa a menta a mi entorno mientras lo que a mí me atormenta es que se soborne al gobierno. Vomito en su idea de intoxicarse hasta el vómito o la convulsión según sea el caso, y no me canso de jactarme de que me enferma. Que crean que promiscuidad es igual a respeto cuando el sexo que practican es su mano con shampoo, reitero, hablando de las mayorías y como ejemplo más saludable. Todo lamentable. Que se encasillen en una religión, se comprometan y la defiendan sin tener idea de por qué o de lo que la palabra doctrina significa. Que el material de lectura de quien lee se resuma en vampiros, brujos, magos, jotos y banalidades peores. Por puro gusto he aquí varios sinónimos de la palabra banalidad: "futilidad, nimiedad, trivialidad, frivolidad, fruslería y vulgaridad".

Me apena tener que darle la razón a quien pregona que la juventud es nomás indiferencia, ignorancia y tontera. Sé que esta generación está peor que la anterior y que la norma se cumplirá con la siguiente, sé que en el más serio de los casos, esto que relato le sacará una sonrisa a alguien pero hasta ahí. Sé que el presente es evidencia de que en el futuro, si no es que ya ocurre, lo bueno será llamado malo y viceversa.

 Yo mero pido perdón en nombre de los aquí nombrados y la infinidad de los que me faltaron, pido perdón en nombre de toda esta generación tan proclive y practicante de lo estulto. ¿Pero pedir perdón a quién? Si los adultos están igual o peor... Pero igual pido perdón en nombre de ellos. Pido perdón en nombre de todos, todos. Bastante he hablado de lo mismo, pero la gente parece no entender, y hasta que eso suceda, seguiré hablando de lo que me dé en gana, en este caso, de lo mismo.

Casualmente el día de hoy se cumplen 365 días de la existencia de sarapesdeavaro, 365 días de algo que me deja cierta satisfacción, 1 año de escribir machín, de parir palabras, de conscientización., 1 año de lectura de poesía, 1 año de poesías de la lectura y etcétera. Aunque no sé porque lo menciono, si la neta da lo mismo.

Paz...                                                                                                                                                     Paz.




Alejandro.